Huerfanos #1117, oficina 1020, Santiago, Chile contacto@divorciofacil.cl Celular +569 5382 1358
Cambio de nombre por la ley de Identidad de género

Cambio de nombre por la ley de Identidad de género

Según la nueva ley 21.120, a partir del 2018 en Chile, ahora todas las personas tienen el derecho a la identidad de género, pero ¿qué es esta identidad de género?

La identidad de género es la facultad que tienen las personas para cambiar su nombre y sexo en el registro civil, cuando sientan que su identidad no coincide con su sexo biológico.

¿Cómo funciona el proceso y quiénes pueden acceder? Lo revisamos en detalle a continuación.

Diferencia entre sexo e identidad de género

Antes de entrar de lleno en la ley, debemos revisar algunos conceptos claves que nos permitirán entender este tema con claridad. Aquí viene la primera pregunta: ¿cuál es la diferencia entre género y sexo? Veamos lo que dice la legislación.

Según la normativa chilena, la identidad de género es la convicción personal e interna de ser hombre o mujer, según cómo la persona se percibe a si misma. 

Diferencia entre sexo e identidad de género

El sexo por su parte, es la identidad biológica, según sus genitales, con la que nació la persona (hombre o mujer). 

Como ven, según estas dos definiciones, la identidad de género (la forma en que se percibe una persona a sí misma) puede tener o no tener relación con su identidad biológica y por lo tanto con el sexo que figura en su inscripción de nacimiento y con el nombre que está en la misma acta.

Una persona puede tener un sexo biológico masculino, tener un nombre masculino y estar inscrito en el registro civil como un hombre, pero percibirse a sí mismo como mujer. Si este es el caso ¿qué puede hacer la persona? Lo vemos en el siguiente punto.

Sobre la ley

Ya sabemos que una persona puede o no puede sentirse identificada con su sexo biológico, pero ¿qué puede hacer para cambiar esto? ¿Qué hacer si biológicamente soy hombre pero me siento una mujer?

Hasta hace un tiempo no había solución. No había una ley que te permitiera cambiar tu género en tu acta de inscripción y carné de identidad. Lo único que se podía hacer era cambiar el nombre usando una de las causales legales, pero tu sexo iba a seguir siendo el mismo. Es más, muchas veces rechazaban este cambio de nombre.

Sobre la ley de identidad de género

Ahora, con la entrada en vigencia de la Ley de Identidad de Género, esto cambió. Hoy una persona que no se siente representada por su género biológico, tiene las herramientas legales para no sólo cambiar su nombre, si no también para cambiar su sexo en su acta de nacimiento, carné de identidad y cualquier documentación oficial que lo represente frente al mundo.

¿Cuáles son los requisitos y cómo es el proceso? Lo revisamos en los siguientes puntos.

También te puede interesar: Cambio de nombre

Requisitos para el cambio de género

El primer requisito es ser mayor de 14 años. Sí, la ley permite que desde esta edad se pueda realizar una rectificación o cambio del nombre y también del género con el que estoy inscrito en el registro civil. Antes de los 14 años será imposible realizar este cambio.

Requisitos para el cambio de nombre por la ley de identidad de género

El segundo requisito es que la persona no se sienta identificada con su identidad biológica. Si la persona tiene sexo masculino, pero siente que su identidad representa al sexo femenino, entonces podría solicitar el cambio de su nombre y el cambio de su género en su acta de inscripción.

Requisitos si eres menor de edad

Si tienes menos de 18 años (y más de 14), necesitarás sí o sí un informe psicológico que indique que tu identidad (la forma en que te sientes), no representa tu sexo biológico. Si eres mayor de edad, este informe no será necesario.

¿Cuáles NO son los requisitos?

Puede parecer una pregunta absurda o innecesaria, pero es clave. Muchas personas creen que para realizar el proceso de cambio de nombre y género hay que estar sometido a alguna operación que modifique la apariencia o los genitales, pero esto no es cierto.

Requisitos para cambiar el nombre y sexo con el que estoy inscrito

No es necesario ninguna operación, tratamiento médico o cambio quirúrgico para cambiar el nombre y sexo de inscripción de una persona.

El proceso

El proceso para el cambio de nombre de una persona que no se siente identificada con su sexo biológico cambiará según la edad de la persona.

Si tienes más de 14 años pero menos de 18, entonces será un proceso judicial (con un abogado y en los tribunales de familia); si tienes más de 18 años será un proceso más rápido y directo en el registro civil; si estás casado (y tienes más de 18 años) nuevamente será un proceso en los tribunales de familia y con abogado.

Para que no queden dudas, explicaremos paso a paso cómo funciona cada uno. Lo revisamos a continuación.

Mayor de 14 años y menor de 18

Respecto de las personas mayores de catorce y menores de dieciocho años de edad, y que no se sientan representadas por su sexo biológico, deberán acercarse al tribunal de familia.

El tribunal de familia fijará fecha para una audiencia en la que deberá acudir la persona que quiere el cambio junto con sus padres o representantes legales.

Proceso para el cambio de nombre por la ley de identidad de género

La audiencia es simple: el juez entrevistará a la persona, escuchará sus argumentos y se le preguntará por el nombre que quiere tener cuando se realice el cambio (de Juan a Andrea por ejemplo).

Terminada esta audiencia, vendrá una segunda citación, esta vez para presentar pruebas de que la persona tiene otra identidad de género distinta a la de su sexo biológico y también para escuchar la sentencia final.

Sobre las pruebas, por ser menor de edad, la persona deberá acompañar informes sicológicos que respalden lo que está diciendo (que su sexo biológico no representa su identidad).

Proceso para el cambio de nombre por la ley de identidad de género siendo menor de edad

Sobre la sentencia, puede ser aceptar el cambio de nombre y género o rechazar el mismo. Si se rechaza, el juez debe fundamentar el porqué lo está haciendo, como por ejemplo, que las pericias psicológicas arrojaron que el menor no está en condiciones de tomar una decisión sobre este tema.

Si se aprueba el cambio, el juez del tribunal de familia enviará una orden para que el Registro Civil cambie el acta de nacimiento y todos los documentos oficiales por el nuevo sexo y nombre de la persona.

¿Qué hacer si el juez rechaza el cambio? Si el juez rechaza el cambio, la persona deberá realizar una apelación junto a su abogado en los mismos tribunales de familia.

Mayor de 18 años

Si la persona mayor de edad y no está casada (no tiene vínculo matrimonial vigente), el trámite será más simple. ¿Cómo se hace? Solo debe presentar una solicitud en el Registro Civil, llevar dos testigos y jurar ante la ley que conoce todas las implicancias que este cambio tiene.

Tras la solicitud, el Director Nacional del Registro Civil tendrá 45 días para tomar una decisión, donde podrá aceptar o rechazar la solicitud de cambio.

Preguntas frecuentes sobre el cambio de nombre y la ley de identidad de género

¡Ojo! El rechazo es muy poco probable que ocurra ya que el único argumento válido es que la persona no haya cumplido con alguno de los protocolos (llevar dos testigos hábiles, haber saltado el papeleo, etcétera).

¿Es necesario acreditar mi identidad con pruebas psicológicas? Si eres mayor de edad, no, no es necesario acreditar nada.

Una vez dada la sentencia (que en la mayoría de los casos es positiva), el registro civil deberá cambiar el acta de la persona con el nuevo nombre y sexo y también cualquier documento oficial que represente a la persona (carné de identidad por ejemplo).

Personas casadas

Llegamos al último grupo: las personas casadas. Cuando hay un vínculo matrimonial, el Registro Civil pierde competencia y nuevamente el proceso se realiza en los tribunales de familia.

¿Cómo es aquí el proceso? Igual que en el primer punto: se va a los tribunales de familia, se cita a dos audiencias, se presentan las pruebas (testigos y pericias psicológicas) y se espera la sentencia del juez.

Personas casadas y la ley de identidad de género

Hasta aquí todo bien, pero ¿qué ocurre con el matrimonio? En caso de que el juez acepte el cambio de sexo y nombre de la persona, el matrimonio queda inmediatamente disuelto y el estado civil de ambos ex cónyuges pasa a ser divorciados.

Los bienes se reparten según el tipo de matrimonio que llevaban (sociedad conyugal, separación de bienes o participación de los gananciales) y el proceso continúa.

El último punto estará a cargo del juez, quien pedirá formalmente al registro civil que se modifique el acta de nacimiento y matrimonio con el fin de que ahí se muestre el nuevo nombre y sexo de la persona.

También te puede interesar: Divorcio en Chile

Preguntas frecuentes

Sabemos que es un tema nuevo y puede ser algo complicado, así que en esta sección iremos recopilando todas las preguntas que ustedes nos han hecho llegar a nuestro correo o a través de Facebook.

¿Qué ocurre si la persona se arrepiente?

Este punto es muy importante. Cambié mi nombre y cambié mi sexo, pero pasado unos años me arrepentí. ¿Qué puedo hacer? Si eres mayor de 18 años, la ley permite que puedas realizar el proceso dos veces, así que si te arrepentiste, sólo debes acudir al registro civil y pedir un nuevo cambio.

Arrepentimiento por cambio de nombre en la ley de identidad de género

Ahora bien, si eres menor de 18 años, deberás esperar cumplir la mayoría de edad para poder realizar un nuevo cambio. Este nuevo cambio se hará en el registro civil y como ya hemos explicado será un trámite rápido (administrativo),

¿Debo operarme luego del cambio de sexo?

No, no es necesario. Puedes seguir teniendo genitales masculinos y haber cambiado tu nombre y sexo en el registro civil. No hay ninguna ley que te obligue a realizar el cambio quirúrgico.

¿Puedo cambiar solo mi sexo y no mi nombre?

Sí, puedes cambiar solo tu sexo en las actas del registro civil y mantener tu nombre.

¿Puedo cambiar solo mi nombre y no mi sexo?

No, si quieres cambiar solo tu nombre y no tu sexo, deberás utilizar alguno de los argumentos que la ley de cambio de nombre indica y permite y no hacerlo a través de la ley de identidad de género.


¿Te ha servido este artículo?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
(6 votos - promedio: 4.67 de 5)

Loading...

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *